Existen ciertos procesos industriales que demandan tecnologías capaces de realizar un análisis predictivo y un seguimiento de los activos de empresas, fabricantes y distribuidores. La cadena de suministro en todas sus fases es un buen ejemplo de ello. Hoy, pocos cuestionan que Internet de las Cosas se haya desmarcado y se haya convertido en una de esas tecnologías. Bajo una perspectiva industrial, el seguimiento de activos es cada vez más completo y fiable y, por lo tanto, se torna como algo imprescindible. Es por lo que, sobre todo en sectores industriales, el uso del concepto IIoT (Industrial Internet of Things) ha pasado a ser bastante habitual.

Seguimiento de activosEl seguimiento de activos, asset tracking en inglés, ofrece una serie de ventajas difíciles de obviar en entornos competitivos. Sectores tan dispares como el de la manufactura, el transporte, la logística, los servicios o la salud, aplican distintas tecnologías para evitar problemas con sus activos durante toda la cadena, desde la fabricación de los mismos, hasta su distribución y venta.

 

¿Qué problemas pueden paliarse gracias al seguimiento de activos?

 

  • Pérdida de activos

Mediante algoritmos de geolocalización que funcionan a través de redes inalámbricas se puede realizar un seguimiento de activos tanto dentro de las instalaciones, como cuando ya se encuentran en ruta. Esto permite disponer de la información en tiempo real sobre la ubicación de elementos móviles, generalmente durante su transporte, como contenedores, palets, bandejas o cajas de almacenamiento. Cuando hablamos de pérdida de activos, podemos englobar distintas situaciones que provoquen que alguno de ellos no llegue a su destino: desde un envío a un destino equivocado, pasando por un accidente que afecte al transportista, hasta el robo del mismo. Si este tipo de contratiempos se repiten en el tiempo y en momentos o lugares concretos, entra en juego la optimización de rutas y la búsqueda de alternativas.

  • Retraso de activos

Da igual el motivo por el que se produzca el retraso. En base a los datos de ubicación, es más posible que nunca predecir y optimizar los tiempos de transporte y los tiempos de entrega. Cuando se detecta que un envío no va a llegar a tiempo, es más sencillo emprender acciones para intentar paliar la situación y minimizar los contratiempos.

  • Deterioro de activos

No solo se trata de conocer dónde se encuentran los activos, sino también de asegurarse de que se encuentran en buen estado. Esto es aplicable a multitud de productos frágiles que pueden ser sensibles y deteriorarse en diferentes puntos de la cadena de suministro, pero es especialmente relevante cuando hablamos de cadenas de frío, aquellas que requieren una temperatura controlada. Cuando una cadena de frío funciona en condiciones óptimas, se garantiza que los productos de consumo (generalmente alimentos) se reciban en el estado adecuado. Un alimento que realiza un traslado de varios días requiere obligatoriamente un control férreo que garantice su consumo, y es preciso controlarlo desde el origen hasta el destino.

 

¿Cómo se realiza el seguimiento de activos? ¡Smart Tracking!

 

Seguimiento de activosUn camión, un avión, contenedores a bordo de un trasatlántico, un simple palet o el packaging de un determinado producto. Todo es susceptible de ser sensorizado. Los sensores inteligentes, aquellos diseñados de base para funcionar conectados y que son uno de los pilares del Internet de las Cosas, son los encargados del seguimiento de activos. Hablamos de ubicación, de temperatura, de humedad, de presión de carga o de todo aquello que pueda alterar el correcto estado de los activos o de provocar su pérdida o deterioro.

Diferentes tecnologías, algunas de ellas veteranas como el GPS, los Beacons (BLE), el NFC o los sistemas RFID son algunas de las más utilizadas. En conjunción con el aumento de dispositivos y sensores conectados a la red, la mejora de las infraestructuras de comunicaciones (el inminente 5G o la nueva especificación LPWAN) y los logros en cuanto a la mejora de la eficiencia energética (la mayor parte de dispositivos y sensores IoT son muy eficientes), se ha logrado aumentar la eficacia en todas las fases de la cadena de suministro. Se tiene un mayor control de todas sus partes y se obtienen datos y estadísticas que aportan información realmente útil. La obtención de valor del dato es, por supuesto, una de las consecuencias más valoradas y significativos.

 

Seguimiento de activos para logística y sector Retail

 

Seguimiento de activosA nivel logístico, el seguimiento de activos ofrece un amplio abanico de posibilidades y de soluciones a problemas que hasta hoy eran insalvables. Gracias a la reducción de costes, la optimización de los procesos, el tamaño, las interfaces y la eficiencia de los dispositivos y sensores, es posible abordarlos con éxito.

El sector retail es uno de los mejores ejemplos de ello. Se ha acostumbrado rápidamente a la presencia del IoT y se ha vuelto extremadamente dependiente del seguimiento de activos. Tanto en las fases de fabricación y abastecimiento, como en el propio comercio a pie de calle, estos dos factores han resultado ser determinantes para poder mejorar metodologías y generar modelos de negocio impensables sin las tecnologías actuales.